El 6 de febrero del 2018 los integrantes del equipo dirigidos a Lego League contestaron unas hojas de ejercicios con el fin de verificar que los enseñado en las asesorías sí se esté aprendiendo.

 

En dichas hojas venían retos de lo que tenía que hacer el robot. En estas dictaron paso a paso lo que el robot debía de hacer para lograr el reto. Para esto se les aplicaron casos en donde ellos tenían que contestar, por ejemplo, cuál giro sería el más indicado para el robot. Por ejemplo, de pivote o giro normal, puesto que son los tipos de giros que vieron anteriormente en las asesorías que tienen semanalmente.

 

En el salón donde se realizó esta prueba se despejó moviendo las sillas, mesas y sillones a los lados. Esto tuvo el propósito de darle espacio al robot para que pudiera ser libre de moverse sin problemas. Sin embargo, dentro de las pruebas estaban esquivar y rodear, por lo que se necesitaron de sillas colocadas en lugares específicos para que el robot pudiera cumplir con esas pruebas.

 

Este día solamente se probó a una persona de las que quieren ser driver. Está abierta la convocatoria a este puesto a cualquier alumno de la preparatoria Tec EGL que quiera ser parte del equipo, por lo mismo que previamente se hizo publicidad para que más personas aplicaran. No obstante, la prueba de esta fecha no es la única que se piensa realizar.